Manejamos el Audi S3 Sedán 2017
14-03-2017 Reportes de Manejo

Manejamos el Audi S3 Sedán 2017

Uno sedán pequeño con un poder superior

En esta ocasión tuvimos a prueba uno de los sedanes pequeños más enérgicos del mercado, el Audi S3 Sedán 2017, pero antes de entrar en detalle con las impresiones de manejo refresquemos un poco la memoria y demos un repaso en el historial de esta versión deportiva del A3.

Antecedentes  

Corría el año de 1996 cuando Audi dio a conocer al público un hatchback que por tamaño y precio llegó a ubicarse por debajo del A4, estamos hablando del A3. De esta forma la firma alemana mató dos pájaro de un tiro, llegó al segmento de los autos pequeños, así como a un público nuevo debido a que en ese momento era el modelo más accesible de la gama.

Fue tal el éxito de este vehículo que los acérrimos rivales de Audi, es decir BMW y Mercedes-Benz con el paso del tiempo hicieron lo propio para contraatacar al A3 con el BMW Serie 1 y el Mercedes-Benz Clase A.

Sin duda uno de los grandes atributos del Audi A3, además de ser el inventor del segmento, es que para su tercera generación que vio la luz en 2012, vio la llegada de una versión sedán por lo que el espectro de compradores fue ampliado. Igualmente, ambas configuraciones de carrocería -cuatro puertas, tres puertas y convertible- pueden ser elegidas con una extra de poder como es el caso del S3.

A 20 años del nacimiento del A3 y a cuatro años de la aparición de su tercera generación, la marca decidió mejorar ligeramente el diseño e imponer mayor tecnología en el A3, que por cierto al día de hoy lleva más de 3.6 millones de unidades vendidas.

Características técnicas y mecánicas

No hay que perder de vista que todas las innovaciones impuestas en este A3 son meramente por parte del lavado de cara de la tercera generación, por lo tanto las dimensiones continúan siendo las mismas. Así que la carrocería dotada de un kit aerodinámico para el S3 longitud se mantiene en 4.4 metros, mientras que la distancia entre ejes es de 2.6 metros.

Como suele sucedes en la mayoría de los facelif, el rediseño está enfocado en el rediseño de los faros de xenón -matrix LED como opción-, en las calaveras de LED, en la parrilla y en los rines de 17 pulgadas. Esto en conjunto permite que el auto tenga un aspecto más moderno. Asimismo, la gama de colores de la carrocería está conformada por 15 tonalidades.

Aunque el A3 puede ser elegido con un motor de 1.4 litros turbo de 150 hp y 184 libras-pie de torque, o un 2.0 litros también turbo con 190 hp y 236 libras-pie de torque, la opción más enérgica es precisamente es el S3 que con 1,401 kilogramos de peso porta el mismo 2.0 litros sólo que para esta cita entrega un total de 290 hp entre 5,400 y 6,500 rpm y 280 libras-pie de torque entre 1,850 y 5,300 rpm a las cuatro ruedas por medio de una caja automática S-Tronic de siete cambios.

Confort

Además de tener una extensa lista de equipamiento, el S3 Sedán tiene una serie de decoraciones que imprimen un amiente más atrevido en la cabina. Como buen deportivo esta versión recibe volante y asientos deportivos, a pesar que estos últimos están orientados a brindar mayor sujeción son bastante cómodos en el manejo del día a día. 

Sin duda la mayor novedad la encontramos en el cuadro de instrumentos que dejó a una lado los indicadores análogos para recibir al Virtual Cockpit. De la misma manera que muchos otros modelos de Audi, esta tecnología que es básicamente una pantalla de 12.3 pulgadas de alta resolución es configurable nos permite ver toda la información del vehículo, desde el velocímetro y tacómetro hasta el sistema de información y entretenimiento incluido el navegador.

Otro aspecto a mencionar es que el tablero luce un imagen más atractiva y al mismo tiempo más sobria. Lo que si es un hecho que el sistema de información y entretenimiento conformado por una pantalla de siete pulgadas que se guarda eléctricamente en la parte central del tablero y el sistema MMI Navigation plus sería más de fácil de operar si el display fuera sensible al tacto en lugar del pad y el mando giratorio ubicado en la consola central.

Hablando del espacio, este A3 Sedán en su versión Sport ofrece un espacio suficiente,  para dos pasajeros en la fila trasera, si bien no se trata de un A4 y mucho menos un A6, la habitabilidad es razonable para las dimensiones del auto. Por su parte, el volumen de carga de 425 litros que existe en la cajuela supera por 60 litros a la versión hatchback.

Manejo

Lo mejor de este Audi S3 lo encontramos al encender el motor. Basta decir que el 0 a 100 km/h lo realiza por debajo de los cinco segundos -4.9 segundos- para saber que no se trata de simplemente una versión dotada de algunos detalles deportivos. Todo ese espíritu atlético que vemos en el interior y exterior  simplemente es una ligera prueba de la que existe al momento de presionar el acelerador. Tal vez 290 hp no se lean como una cifra de alarido, sin embargo, al sólo marcar en la bascula menos de tonelada y media de peso, la relación peso/potencia hace que el poder que contiene destaque mucho más.

Así que con esta mezcla de poder y peso limitado, la capacidad de despegue que entrega este A3 vitaminado es realmente admirable. A pesar que el motor ofrece una ligera demora en la aceleración debido al tiempo en que tarda en operar el turbo, una vez encarrerado la dinámica de conducción es bastante agresiva, sobretodo en esos rebases en carretera donde se necesita una pronta recuperación del poder para poder pasar los demás vehículos. Evidentemente ese poder que ofrece el pequeño motor de 2.0 litros acompañado de la caja de siete cambios de doble embrague no sólo se siente y se ve, sino que también es posible escucharlo. Claro esta que la resonancia que ofrece el sistema de escape no se le compara al V10 del R8, pero si deja huella en el aire que no se trata de un simple cuatro cilindros cualquiera. Guardando dimensiones en ciertos momentos el rugir del motor al subir de revoluciones tiene la misma acústica del diez cilindros, ojo, dijimos acústica más no nivel de ruido.

Para aquellos que buscan esa sensación que el vehículo “se va de la parte trasera” este S3 no es la opción, ya que el sistema quattro no permite esta enfocado para que no perder estabilidad, es más podemos decir que es como estar en vehículo sobre rieles, pues además de tener fuerza en las cuatro ruedas, los controles de estabilidad no dejan en ningún  momento que el vehículo pierda su trayectoria. Así que quienes busquen que el auto ofrezca esa sensación de “libertad” en las curvas abra que buscar al BMW Serie 2, pero aquí ya encontramos una disyuntiva, puesto que se trata de un coupé por lo que el espacio de la fila trasera queda descartado para que alguien viaje cómodamente.

Aunque es un auto orientado para exprimir el poder, también ofrece la posibilidad de ser para el día a día gracias a los modos de manejo que permiten que en ciudad se vuelva más cómodo y eficiente. Por cierto, ya que tocamos este tema, el consumo medio es de 12 km/l y la autonomía es de poco más de 600 kilómetros.

Conclusión

Si este S3 entrega una aceleración sobresaliente imaginamos de los puede ser capaz el RS3 Sedán que entrega más de 100 hp extras. Aun así este alemán es un verdadero juguete para la familia por el espacio que dispone en la fila trasera.

 

Galería Audi S3 Sedán 2017

Audi S3 Sedán 2017

1 de 22

¿Qué opinas? Cuéntanos