Manejamos el Suzuki Swift Sport 2019
12/8/2018 Reportes de Manejo

Manejamos el Suzuki Swift Sport 2019

El último en su clase en ofrecer una caja manual

Datos técnicos

El Swift Sport está construido sobre la plataforma Heartect de construcción ligera, tiene un motor de cuatro cilindros de 1.4 litros turbocargado de inyección directa, que el fabricante denomina Boosterjet. Genera 138 hp en el rango de las 5,500 rpm y produce una fuerza de torque de 170 lb-pie en el rango comprendido entre las 2,500 a las 3,500 revoluciones y está acoplado a una transmisión de accionamiento manual de seis cambios y la tracción es delantera.

En la suspensión delantera encontramos un confiable sistema McPherson, y la trasera recurre a un eje torsional. La velocidad máxima oscila entre los 220 y 230 km/h y hace el 0 a 100 km/h en 8 segundos.

Las dimensiones son: 3,890 mm para la longitud total, la altura es de: 1,496 mm. El ancho es de 1,735 mm y por último la distancia entre ejes de: 2,450 mm. El peso es de 970 kilos, y para terminar calza llantas de 16 pulgadas de 195 mm de ancho con un perfil 50 montadas en rines de aleación de aluminio de 16 pulgadas.

Échale un ojo al @Suzuki_Mex Swift Boosterjer Sport 2019 pic.twitter.com/D1Vljwwz3p

 

Este kangi se traduce así: CHIKARA y hace alusión a la fuerza y el poder, nuestro Swift Sport de prueba tenía ese símbolo y nosotros quisimos conjugarlo con Ultraman ¿Por qué? ¡Por que pudimos!

 

Los interiores

Conformados por asientos cómodos y envolventes en las plazas delanteras, la trasera se conforma por una banca corrida, abatible 60-40%, las tapicerías son de un textil que se presume resistente y fácil de lavar. El cuadro de instrumentos conjuga dos tecnologías, la clásica análoga para el cuenta revoluciones y el velocímetro y al centro de los mismos hay una pantalla multifunción con mucha información disponible, desde el boost del turbo hasta las fuerzas G alcanzadas, amén de las ya tradicionales funciones de información de recorridos parciales y kilometraje total, así como los rendimientos de combustible. Los plásticos tienen la calidad esperada en un coche de este segmento, en el tablero y en los paneles interiores hay aplicaciones de color degradado que le van muy bien, y se agradecen.

Así es el interior del @Suzuki_Mex Swift Boosterjer Sport 2019 pic.twitter.com/Qz5kxGTUa0

Conectividad

Hace algunos años lo que le preocupaba a un consumidor eran los aditamentos extra que tenía la opción X o Y que escogía, las preguntas –y los requerimientos- frecuentes eran: ¿Tiene vidrios eléctricos, aire acondicionado, vestiduras de piel? Hoy eso el cliente lo da por sentado, y casi todos esos aditamentos que en un pasado eran considerados extras, hoy vienen de serie, y como muestra basta un botón, hace 10 años que no pruebo un auto que no tenga aire acondicionado de fábrica… ¡Bueno, ya me fui –como siempre- por las ramas-, y aquí vamos a hablar de la conectividad del Swift Sport, y en este rubro cumple al 100%, ya que al centro del tablero nos encontramos con una pantalla táctil de 7 pulgadas y un sistema completamente compatible con Apple CarPlay, Android Auto y Mirrorlink, cuya vinculación es vía clave USB, el equipo de audio no ofrece la mejor calidad de reproducción en alto volumen. 

 

Manejo

Estoy seguro que el Swift Sport será uno de los últimos vehículos generalistas de talante deportivo que manejaré con esta configuración: Turbo+Caja manual y por ello la prueba prometía ser emotiva y divertida.

Un factor que hay que considerar muy importante en el Swift Sport es la relación peso potencia, pues aunque en el papel 140 hp no suenan mucho, en la práctica y conjugados con el bajo peso vehicular -970 kg- obtenemos una relación de 6.92 kilos por hp.

El torque es otra de las enormes virtudes ya que con suma facilidad ponemos en el piso las 170 lb-pie, que nos dan la libertad de ira aprisa, tanto como queramos. El escalonamiento de la caja de cambios es bueno, hay pocas caídas de torque entre cambio y cambio. La suspensión McPherson delantera hace bien su trabajo, con la suficiente firmeza sin llegar a ser dura, el eje trasero comunica bien, aunque dada la ligereza del modelo hay que tener conciencia en las transferencias bruscas de peso pues en zonas muy sinuosas puede estar un poco suelto, nada serio ni de que preocuparse mientras no se abuse de la física.

Un manejo MUY divertido, enteramente predecible, de la vieja escuela, en donde había que hacer cálculos rápidos sobre el engrane correcto de la caja de cambios para ser rápidos en una zona de curvas, sonido muy agradable y unos consumos de combustible muy decentes si no se abusa demasiado de esa adictiva aceleración que solo los motores turbocargados pueden ofrecer.

Conclusión

¡Si estas buscando un “Pocket Rocket” el Swift Sport es el indicado! Si te gusta tener una comunicación total con el vehículo y si aceptas mi consejo cómpralo con la caja manual ya que te garantizo que será el último ejemplar de una especie en franca extinción. Bueno hay otro coche con caja manual en el mercado, pero es un poco más caro, y me refiero al Porsche 911 GT3 RS.

Galería Suzuki Swift Sport 2018

Suzuki Swift Sport 2018

1 de 15

Suzuki Swift Sport 2019, el último de los Mohicanos

¿Qué opinas? Cuéntanos