Test drive

Manejamos el BMW X5 Plug-In Hybrid desde México hasta Las Vegas

Fueron un aproximado de 7,000 kilómetros recorridos para asistir al Consumer Electronics Show 2020.

Manejamos el BMW X5 Plug-In Hybrid desde México hasta Las Vegas

Quizá te estarás preguntando el motivo por el cual decidimos viajar hasta las Vegas por tierra y no lo hicimos vía aérea, bueno pues déjame comentarte que realizar un roadtrip de estas características, muchas veces resulta mucho más atractivo de lo que pudieras imaginar.

En este viaje hubo de todo, miles de kilómetros, muchas horas de música, caminos accidentados, trayectos relajantes, infinidad de calorías consumidas y bastantes litros de gasolina, además de una nueva compañera que iremos conociendo a lo largo del trayecto.

¿La invitada de honor? una flamante BMW X5 Plug-In Hybrid, sí, la primera que llega a México tras ese sufrido cambio generacional e introducción de mecánica verde, de la cual nos sumergiremos un poco en sus bondades y amenidades conforme transcurre el texto.

Inicio del viaje…

Nos dimos cita en el Ángel de la Independencia, un excelente punto de reunión para comenzar la ruta, pero al llegar se nos olvidó por completo que estaba en reparación, por lo que se frustró un poco la sesión fotográfica que teníamos pensada en uno de los puntos más representativos de la Ciudad de México. Pero bueno, eso es lo que menos importa ahora, pues la energía estaba a tope y nos encontrábamos listos por comenzar la aventura.

Son poco más de 900 kilómetros los que nos esperan antes de llegar a nuestra primera parada a descansar, eligiendo la sultana del norte para concluir el primer día de viaje. Pero primero, tenemos que recargarnos de energía al sabor de unas tradicionales carnitas previo a pasar por las afueras de Querétaro.

Ahora que hablamos de reabastecer energía, nuestra BMW X5 hizo lo propio, tarea que resultó sencilla gracias al corredor eléctrico de BMW que recorre desde Puebla hasta SLP. Como dato curioso, y por si aún no lo sabías, la firma alemana cuenta con seis estaciones de carga, recorriendo un total de 412 kilómetros para abastecer de energía a la gama eléctrica e híbrida enchufable de la marca, ¿y lo mejor? Es completamente gratis.

Nosotros nos detuvimos en el último que compone este corredor, ubicado en la localidad de La Pila, en San Luis Potosí, en donde decidimos que era buen momento para estirar las piernas antes de continuar nuestro camino.

El primer día transcurrió entre la emoción de iniciar el viaje, las altas expectativas de estrenar nuestra xDrive45e, risas, música y los atardeceres que únicamente los estados de Querétaro, Guanajuato y San Luis Potosí pueden regalarles a los viajeros. Todo esto previo a llegar a Monterrey en donde nos esperaba un merecido descanso antes de enfilarnos a la frontera de Nuevo Laredo al día siguiente.

¿Qué necesito si voy a cruzar a USA vía terrestre?

Una de las preguntas más importantes y que más dudas genera, es el de saber acerca de los documentos, tiempos de espera y qué se necesita para pasar del otro lado. Bueno, comencemos con los tripulantes, mismos que deberán contar con pasaporte y VISA vigentes, mientras que, por otro lado, nuestra X5 deberá contar con una póliza de seguro estadounidense, que cubrirá los daños en caso de algún percance.

Este documento se podrá tramitar antes de iniciar tu viaje, pero si se te ha olvidado realizarlo, también tendrás la opción de hacerlo en alguna estación previo al cruce. Aquí deberás especificar el número de días que permanecerás en territorio estadounidense y el tipo de cobertura que requieres. Nosotros tramitamos uno con duración de 15 días, y los precios para este periodo oscilan entre los 55 y 110 dólares ($1,050 a $2,100 pesos), dependiendo la cobertura.

Ahora sí, ha llegado el momento de formarnos para pasar con uno de los oficiales fronterizos en donde al llegar, te realizarán preguntas como: lugar de procedencia, destino, días en los que se permanecerá en el país, así como una pequeña inspección al vehículo para constatar que todo se encuentre en orden.

Después de eso, si tu viaje se prolongará por 25 millas o 40 kilómetros adelante del cruce, se te pedirá que tramites un pase denominado I-95, aquí la VISA no será suficiente si es que deseas adentrarte en los Estados Unidos. El costo de este pase es de aproximadamente 5 dólares por persona y viene acompañado de otra serie de preguntas con los oficiales de la oficina de migración para poder continuar circulando.

Si te preguntabas acerca del tiempo de espera para cruzar, esto es muy subjetivo, puede tomarte tan solo unos minutos o incluso demorar más de 5 horas si es que la afluencia es demasiada, así es que te recomiendo vayas preparado por si te toca esperar un poco más de lo planeado.

¿Siguiente destino? El Paso, Texas.

Pero, ¿qué hay de la impresión de manejo?

El motor de la BMW xDrive45e es un seis cilindros Twin Turbo, además de un motor eléctrico alimentado con una batería de 24 kWh, que genera el equivalente a 113 hp adicionales. En conjunto entregan una potencia de 394 caballos de fuerza y 443 Lb-pie de torque, enviando todo el poder a las cuatro ruedas. Esto es como tener lo mejor de dos mundos, pues con ella podemos disfrutar del placer de la movilidad eléctrica en zonas urbanas de hasta 85 kilómetros de autonomía, pero también del placer de conducción clásico por medio del motor de combustión en distancias largas y trayectos en carretera.

La verdad es que desde que tomamos el volante, y procedemos a presionar el acelerador, se siente esa sensación de poder, y no es para menos pues es capaz de lograr el sprint de 0 a 100 km/h en solo 5.6 segundos, por lo que recomiendo tener cuidado con el pedal para evitar gastar más combustible del necesario.

Aunque el X5 no es un vehículo enfocado 100% a la deportividad, el manejo es muy similar a uno de este tipo de prestaciones, y esto nos remite a algo, ya que la mayoría pudiera pensar que los autos híbridos son lentos y aburridos, pero nada que ver, pues esta camioneta camina muy bien y responde en momentos cruciales, como lo es intentar rebasar en carreteras de carril ida y vuelta o incluso para incorporarnos a las interestatales en Estados Unidos, en donde la velocidad máxima es de 80 millas o 130 km por hora.

Es un SUV que se planta muy bien en curvas, y en ningún momento se percibe “pesado”, la dirección comunica en ángulo de giro y nos transmite muy bien lo que sucede en el camino, vaya para hacerlo más sencillo solo puedo decir que esta camioneta, se mueve como pez en el agua, con un manejo, dinámico, cómodo y eficiente.

Por otra parte, algo de lo que nos percatamos de inmediato fue de que goza de una muy buena suspensión, y esto se nota al circular en los caminos accidentados de algunas carreteras de México, pues en Estados Unidos, las vías por lo regular están muy bien pavimentadas lo que hace que la X5 se traslade con suavidad y sin necesidad de sentir tantas vibraciones en el interior.

Tan cómoda como tecnológica…

Metiéndonos un poco en la sección de amenidades, puedo decir que lo que más me agradó fue el hecho de tener sistema de masaje en los asientos delanteros, pues como bien sabes, el hecho de conducir durante tantos kilómetros puede ser cansado, por lo que este sistema cumple las funciones de relajar y desentumir los músculos del conductor y pasajero en manejos prolongados.

Otra de las cuestiones que también nos gustaron y que ayudó a realizar un manejo más placentero fue la serie de asistencias al conductor como lo es el control crucero adaptativo y el sistema de mantenimiento de carril, que en territorio estadounidense funciona de maravilla pero que, para ser muy sincera con ustedes, en México podría no actuar de la forma que deseamos pues las líneas del camino algunas veces no están tan bien definidas.

Al pasar tantas horas dentro del vehículo, pudimos gozar del sistema de info-entretenimiento con control de gestos, que específicamente funciona más con señas, además un sonido premium de alta definición, que fungió como nuestro fiel compañero para reproducir todas esas playlists que estaban preparadas para estas 72 horas.

¿Último destino? Las Vegas Nevada

¡Welcome to Fabulous Las Vegas!

En este lugar, conocimos todas las innovaciones de la industria automotriz durante el CES 2020, en donde por supuesto BMW tuvo mucho que mostrarnos con una visión hacia un futuro eléctrico y autónomo. Así es que, si deseas conocer más a fondo lo que la firma alemana tiene planeado, al final de la nota podrás encontrar el link al video. O, si así lo deseas, te dejo la liga a las notas del BMW i3 Urban Suite, BMW X7 ZeroG Lounger y a la de la nueva cabina de la firma alemana, BMW i Interaction EASE.

Fueron un total de 3 días los que nos tomó recorrer todo el CES para descubrir de primera mano toda la tecnología, conceptos, gadgets e incluso programar un par de pruebas de manejo. No sin dejar pasar un par de horas en el centro comercial para realizar las compras correspondientes antes de emprender el regreso a casa.

Las cifras del viaje… ¿cuánta gasolina es necesaria?

Con un buen sabor de boca, una cobertura bien hecha y el haber concluido nuestras actividades de forma exitosa, nos dispusimos a dejar nuestro hotel en Downtown Las Vegas, no sin antes realizar un rápido acomodo de maletas, equipo y shopping. Una tarea que hubiera parecido complicada pero que, gracias a nuestras habilidades de Tetris y el gran espacio en la cajuela, que es de 500 litros, lo logramos de una forma muy sencilla.

Fueron un total de 3,200 kilómetros recorridos para llegar a Las Vegas, en donde teníamos que detenernos dos veces al día para llenar el tanque, para estirar las piernas, comprar golosinas, provisiones y por supuesto, por algo para comer.

Al saber esto, seguramente una las preguntas que te vienen a la mente están enfocada al combustible, y para irte resolviendo este tema déjame comentarte que aproximadamente nos gastamos tanque y ¾ diarios para llegar a cada uno de los destinos, es decir: en México el primer día salimos con tanque lleno, esto es aproximadamente 1,400 pesos, posteriormente paramos en San Luis Potosí para volver a llenarlo y que éste nos alcanzara para llegar a Monterrey.

El segundo día fue lo mismo, pero en Estados Unidos, como bien sabemos, el precio del combustible es menor, por lo que por un total de 55 dólares o 1,050 pesos, era posible llenar a su máxima capacidad el depósito, que es de 69 litros.

Ahora que lo sabes haciendo cuentas rápidas tenemos que tenemos que invertir 7,000 pesos más casetas para llegar hasta Nevada, y la misma ecuación para el regreso.

En Las Vegas la mayor parte de los traslados los hacíamos en modo eléctrico, gracias a las estaciones de carga que encontramos en diversos hoteles y centros comerciales, por lo que el consumo se vio reducido durante la estancia.

Por supuesto, el regreso fue más sencillo de lo que esperábamos y créeme cuando te digo que no es nada fácil hacer este tipo de roadtrips, aunque sin duda es una experiencia que volvería a repetir infinidad de veces, y para serte sincera, ya no puedo esperar a que me notifiquen cuando será el siguiente.

Así es el futuro de los autos de BMW

Astrid Zapata recomienda

Cuéntanos que opinas