Test drive

Manejamos el Mitsubishi Mirage G4 2021

Descubre los pros y los contras de este renovado sedán.

Manejamos el Mitsubishi Mirage G4 2021

En 2019 en el autoshow de Tailandia, Mitsubishi nos develó el nuevo rostro de este Mirage G4 y que ahora te presentamos en esta prueba.

¿Qué cambio del diseño?

Para el modelo 2021, el Mirage G4 emplea la filosofía de diseño Dynamic Shield de la marca. Enfrente estrena parrilla más ostentosa, nueva fascia, renovados faros LED con luces diurnas integradas (iluminan súper bien) y faros de niebla más modernos. En los laterales sobresalta los faldones y rines de 15” para la variante equipada (son de 14” para las versiones base). Atrás calaveras LED como spoiler trasero. Y por dentro nueva tapicería en asientos.

¿Qué hay del equipamiento, materiales y confort?

Ahora incorpora un nuevo sistema de infoentretenimiento con pantalla táctil de 7”, trae BT, es compatible con Android Auto como Apple Carplay y se conecta por medio de USB. Es muy fácil usarlo, bastante amigable, pero sí nos queda a deber una cámara de reversa, o al menos unos sensores de estacionamiento. Tiene botones para operar algunas funciones como la útil perilla del volumen.

Trae controles de audio en el volante, clima automático (nos gusta que tiene dos botones independientes para el desempañador trasero como frontal), seguros como elevadores eléctricos.

Respecto a los materiales, cuenta con plásticos duros aguantables en consola, lo que no nos gusta es que son brillosos. Tiene acabados piano en volante como contorno de pantalla, luce bien, pero recordemos que se ensucia fácilmente con los dedos. En los descansabrazos de puertas, está uno en imitación de fibra de carbono, que se ve muy bien y durable.

En cuanto a los asientos, te comentaba que estrenan nuevo diseño de vestiduras. Si bien lucen llamativas, se notan delicadas porque lo que habrá que cuidarlas que no se manchen o se dañen.

Finalmente, la habitabilidad para cuatro pasajeros es buena, un quinto iría justo, pero viajaría sin problema. Es de reconocer que las plazas traseras cuentan con tres cabeceras, pero no traen ni luz de conveniencia, ni salidas de aire, ni una toma de USB para cargar (es austero en este tema, a pesar de que probamos la variante más equipada).  

¿Qué motor trae y qué hay del rendimiento?

Al principio de te decía que ya es un producto conocido, por lo que la mecánica no cambio. Tiene el bloque de 1.2 L de tres cilindros con 76 Hp y 74 Lb-pie de par. La caja es manual de cinco relaciones o una automática CVT (la que tuvimos en nuestras manos).

Hablando del rendimiento, le hicimos la respectiva prueba a este Mitsubishi Mirage G. Recorrimos 201 Km que comprendió ciudad como carretera, con esto tenemos que el consumo combinado fue de 15.49 Km/l.

¿Qué ofrece para proteger a los pasajeros?

Este Mirage G4 ofrece frenos ABS, asistencia de frenado y distribución electrónica de frenado. A resaltar es que viene equipado con control de estabilidad. Sin embargo, el, pero es que sólo ofrece dos bolsas de aire, las requeridas mínimas por ley, aunque podría dar más como lo hacen otros modelos de la competencia: Aveo o Figo.

¿Cómo se maneja?

En este apartado no hay sorpresas, pues al mantener la misma mecánica, tiene un motor que te da lo suficiente. Es para ir al paso y no exigirle demasiado. ¿A qué me refiero? Pues si quieres hacer rebases o recuperaciones de velocidad, le va costar mucho, tendrás que revolucionarlo demasiado y eso te va a pegar en el consumo. Mismo caso en pendientes, subirás poco a poco, sí lo hará, pero tendrás que tenerle paciencia, no te desesperes. Es un coche pensado para ciudad y darte lo mejor del rendimiento.

En otros apartados como la suspensión, es buena, es alta evita que el chasis pegue, pasas por cualquier bache u hoyo, además de ser confortable. La dirección funciona a la perfección, no es nada dócil, te permite moverte con confianza en carretera. Los frenos por su parte, trabajan a la orden, sin sorpresas.

¿Con quién compite?

El Mitsubishi Mirage G4 se ubica en el mercado más peleado y jugoso, el de los subcompactos. Sin embargo, te mencionaremos sus principales competidores directos que son los sedanes. Por orden de marca, tenemos primero al Chevrolet Aveo (posicionado en el mercado y super ventas), luego el Dodge Attitude (mismo auto diferente rostro, es más barato incluso y tiene el respaldo de la amplia red de distribuidores Chrysler), Ford Figo (un producto muy balanceado, completo, seguro y ligeramente más asequible), Toyota Yaris (super confiable con un buen valor de reventa) y no podía faltar, el ya conocido Volkswagen Vento. Otros modelos no tan directos pero que compiten por precio como tamaño, son el Hyundai Grand i10 o Accent, el Nissan V-Drive o Versa, KIA Rio y Peugeot 301.

Nuestra conclusión….

Si buscas un auto rendidor, no te gusta correr o eres de los que les gusta manejar tranquilo, prefieres autos japoneses por el tema de la confiabilidad, que venga relativamente bien equipado y una seguridad aceptable. El Mitsubishi Mirage G4 es una buena opción.

Siendo sinceros, te diría que comprarás el Dodge Attitude, que es lo mismo, pero más barato, aunque desconocemos si tenga o no los días contados en Chrysler.

Si buscas un manejo más ágil, incluso con mayor independencia en aceleración para salir frecuente a carretera, un mayor número de bolsas de aire para ocupantes y un diseño más conservador, un Aveo, Vento o Figo son tus opciones.

Jorge Blancarte recomienda

Cuéntanos que opinas